En esta sección aprenderás todo lo relacionado con la brumación de la pogona y cómo tratarla correctamente para que tu mascota pase este ciclo en perfectas condiciones.

¿Qué es la Brumación?

La brumación de las pogonas es parecido a un estado de hibernación en el que como muchos otros animales, reducen su metabolismo para pasar largos períodos de tiempo sin tener que comer. La brumación suele suceder en invierno cuando las temperaturas son mucho más bajas y puede durar desde unas semanas hasta meses.

Si tu pogona se encuentra sana mientras está en su periodo de brumación prácticamente no perderá peso ya que apenas tiene gasto calórico.

La principal diferencia entre la hibernación y la brumación es que con la hibernación el animal llena su estómago todo lo que puede para que le ayude a aguantar durante mucho tiempo. En la brumación sucede lo contrario, simplemente se ralentiza tantísimo su metabolismo que no necesitan comida dentro de su estómago.

Casi siempre la brumación sucederá en pogonas adultas o mayores de 1 año de edad. Aunque es posible que le suceda a una pogona baby o joven, es recomendable que no la haga ya que en esta época tiene un rápido metabolismo y necesita más nutrientes para desarrollarse correctamente.

Señales de que una pogona comienza un ciclo de brumación

Normalmente antes de que tu pogona comience este ciclo, hay un par de señales que nos pueden indicar cuando va a comenzar. Aunque estas señales no son una regla fija, principalmente depende de cada pogona ya que hay algunas que directamente se van a dormir un día sin avisar.

  • Menor apetito especialmente con insectos hasta dejar de comer definitivamente.
  • Evita ponerse debajo del spot alejándose de las altas temperaturas y se queda siempre en la zona fría del terrario.
  • Duerme muchas más horas de lo normal dentro de su escondite.

¿Es recomendable?

Si nos guíamos por la descripción de la brumación, no deja de ser una parte del ciclo de la vida de las pogonas que les sucede especialmente cuando se encuentran en estado salvaje. Pero la pregunta es:

¿Es recomendable que las pogonas hibernen cuando están dentro de un terrario?

La verdad es que no hay una respuesta exacta a esta pregunta. Hay gente que dice que la brumación es beneficiosa para las pogonas y es recomendable que la hagan alguna vez durante su vida. Por otro lado hay otras personas que mantienen que las pogonas simplemente realizan la brumación por necesidad y si se encuentran en un terrario con comida y unas temperaturas adecuadas, no es necesario provocarla.

En mi opinión permitir un ciclo de brumación es recomendable siempre y cuando tu pogona se encuentre sana y se vea claramente que quiere “hibernar”.

En conclusión, si quieres que tenga una vida lo más parecida a la que tendría en estado salvaje y no te importa tener un tiempo a tu reptil en modo “no molestar” es recomendable que haga su ciclo de brumación.

Pogona hibernando 😴

Cuando por fin tu pogona se encuentre en estado de brumación tenemos que realizar algunas tareas para que todo vaya como la seda. Aunque tenemos que tener presente que no todas las pogonas lo realizan por igual. Algunas se pueden tirar todo el ciclo durmiendo pero hay otras que se despertarán brevemente para hidratarse o alimentarse y volverán a su escondite a dormir. Así que lo idóneo es seguir con la misma rutina de dejarle comida, agua y encender el spot.

Recuerda no dejar grillos vivos campando por el terrario, ya que molestarán a tu pogona y pueden llegar a morderle.

Antes de que comience la brumación lo idóneo sería pesar a la pogona, de esta forma sabremos si pierde peso. Cuando se despierte alguna vez durante la brumación procederemos a pesarla y anotarlo. Durante la brumación no debe perder peso.

Lo segundo que tenemos que hacer es evitar despertarla para darle de comer o por otro motivo. Hay gente que la baña para espabilarla y es algo que deberíamos evitar.

Tenemos que dejar a nuestra pogona tranquila durante todo el ciclo, ya que si no es posible que dure mucho más.

Si en algún momento se despierta por sí misma, sí que procederemos a dejarle verduras frescas y agua para que se hidrate, aunque nunca tenemos forzarle a comer. También es recomendable encender un rato el spot si vemos que está buscando calor.

Cómo forzar la Brumación en las Pogonas

Normalmente en el terrario siempre tenemos las temperaturas adecuadas que necesita nuestra pogona para estar a gusto, así que es raro ver alguna señal de que va a comenzar este ciclo salvo que sea Invierno o haya bajado muchísimo la temperatura ambiente. Debido a tener control total sobre las temperaturas del terrario, podemos llegar a forzar un ciclo de brumación bajando ligeramente la temperatura del terrario. Aunque hay que tener cuidado, ya que puede ser perjudicial para nuestro reptil si nos pasamos.

En mi opinión es mejor dejar que la brumación suceda de forma natural, aunque forzarla puede ser útil si vas a estar unos días fuera de casa. Si es por ese caso, te recomiendo que leas el artículo de vacaciones pogona para elegir otras opciones.

Cómo evitar la brumación

Al igual que se puede forzar la brumación, también podemos evitarla si mantenemos una temperatura alta y constante siempre. De esta forma es como si nunca llegara el Invierno y tu pogona no siente la necesidad de iniciar este ciclo.

Pero como comentaba al principio, en mi opinión es recomendable que haga por lo menos un ciclo de brumación siempre y cuando se encuentre bien de salud.

Errores a evitar

Pese a que nuestro dragón barbudo no necesita muchos cuidados mientras está en brumación, sí hay algunas cosas que tenemos que tener en cuenta para evitar cometer errores.

  • La brumación puede llegar bastantes semanas, así que tienes que asegurarte de que tu pogona no pierda peso durante este tiempo. En el caso de que comience a perder peso es recomendable detener el ciclo y volver a darle alimentos nutritivos para que recupere las fuerzas.
  • También debemos evitar malinterpretar una falta de apetito, por ejemplo, como que está entrando en brumación cuando en realidad podría ser que estuviera tu pogona enferma. Si tenemos cualquier duda, deberíamos acudir a nuestro veterinario de confianza para que trate a nuestra mascota.
  • Añadiendo al punto anterior, si nuestro dragón barbudo no se encuentra sano deberíamos evitar que haga un ciclo de brumación.
  • Si creemos que nuestra pogona va a comenzar a hibernar, nunca deberíamos forzarle a comer ya que puede ser perjudicial.
Compartir