Aunque no lo parezca, para las pogonas la luz es algo muy importante y que tenemos que tener en cuenta. Tenemos que proporcionarles luz en el terrario para que aumente la temperatura de un punto y la pogona pueda regular su temperatura. También tenemos que colocar una luz ultravioleta para que le proporcione rayos UVB y UVA, que forman parte del correcto desarrollo de las pogonas.

¿Qué luz necesita una pogona?

Una pogona necesita obligatoriamente luz ultravioleta para evitar futuros problemas de salud y otra luz de foco directo para que tenga un punto caliente en el terrario también llamado spot. Estos dos elementos forman parte de los cuidados para una pogona.

Antes de introducir a tu pogona en el terrario, asegúrate de que toda la instalación está bien instalada y protegida para que no se haga daño.

Horas de luz

¿Cuantas horas de luz necesita una pogona? Aproximadamente entre 10 y 12 horas de luz. Aunque depende de la estación en la que te encuentres a veces será más o menos. En invierno tal vez le baste con entre 8 y 10 horas de luz y en verano necesite 12 y 14 horas.

La mejor forma para saber el número óptimo de horas de luz es controlar la actitud de nuestra pogona. Si vemos que lleva 9h y ya está intentando esconderse para dormir, tendremos que colocar la luz una hora antes para conseguir un ciclo día-noche idóneo.

Luz ultravioleta

¿Por qué las pogonas necesitan luz ultravioleta? Porque gracias a la absorción de los rayos UVB pueden sintetizar la vitamina D3 (al igual que hacemos con el sol) y además de eso, los rayos UVA les proporciona energía y ganas de comer.

La luz ultravioleta que escojas para tu pogona tiene que ser 10.0 UVB o superior, ya sea en bombilla o fluorescente. Antes de comprarla podrás ver en la caja o en la descripción del producto sus especificaciones.

En lugar de una bombilla, mucha gente utiliza un tubo ultravioleta si el terrario que utilizan para su dragón barbudo es largo pero no es muy alto ya que pierden efectividad a partir de los 40cm de altura. Colocados de esta forma, hace que la pogona pueda recibir los rayos que emiten la luz desde cualquier punto del terrario.

En el caso de que tu terrario no tenga casquillos para este tipo de bombillas, tendrás que comprar un portalámparas.

Deberemos cambiar la bombilla de luz ultravioleta cada seis meses, ya que con el paso del tiempo van perdiendo propiedades y dejan de ser tan efectivas.

Luz de foco directo o Spot

Las lámparas de calor para el terrario son muy importantes ya que sirven para ofrecerle a nuestra pogona un punto caliente. También se les conoce a las luces de calor / luz de foco directo o spot (que provienen del térmico en inglés de basking spot).

Antes de comprar la luz, tenemos que tener en cuenta la altura a la que va a estar del suelo del terrario. Si va a estar muy alejada del terrario tendremos que comprar una de mayor intensidad para que el calor llegue al suelo.

Al contrario obviamente sucede lo opuesto, si la luz va a estar muy cerca del suelo es mejor comprar una bombilla de menor potencia para no aumentar demasiado la temperatura, ya que si utilizamos un termostato con algunas de estas bombillas podemos acortar su vida.

Normalmente las bombillas vienen en varios modelos con distinas potencias, así que escoge la que mejor se adapte a tu terrario mirando la efectividad de cada bombilla según la altura (suelen aparecer en las fichas de cada fabricante).

Una bombilla para crear un basking spot en el terrario

No hay que olvidar que el spot es obligatorio utilizarlo (salvo que utilicemos una bombilla todo en uno) ya que además a las pogonas les es más fácil absorber el calor desde arriba, imitando a su hábitat natural como cuando lo reciben del Sol. Recuerda que el objetivo es conseguir una temperatura de 37-43º en el punto caliente. En el caso de no llegar a la temperatura deseada, deberemos hacer uso de otras fuentes de calor secundarias como lámparas de calor o mantas térmicas.

¿Por qué necesita calor una pogona? Porque al ser un reptil de sangre fría, no genera calor y por lo tanto tiene que recurrir a fuentes externas de calor para regular su temperatura, además de ayudarle a digerir la comida.

Si la temperatura baja mucho por la noche, tendremos que conseguir aumentar la temperatura mediante una manta térmica o cable. Visita la sección de temperatura pogonas para conocer más sobre este punto tan importante.

Luz Todo en Uno para Pogonas

También podemos hacer uso de las llamadas “luz todo en uno para las pogonas” las cuales les proporcionan calor, luz, rayos UVB y UVA. Todo concentrado en una sola bombilla para evitar tener tantas luces distintas dentro del terrario.

Los principales modelos que veamos de este tipo de luces todo en uno para los terrarios se tratan de bombillas de vapor de mercurio. Este tipo de bombillas suelen ser una de las mejores en relación calidad/precio, pero sus principales puntos negativos es que suelen ser de un alto voltaje (aumentando el consumo) y también debido a eso no se suelen recomendar para terrarios pequeños.

Además, para una correcta instalación de esta luz debemos comprar un portalámparas. En la página donde hablamos sobre la bombilla de vapor de Exo Terra, la Solar Glo, podrás encontrar más información sobre este tipo de luz y aplicarlo en otros modelos.

Si escoges una bombilla de vapor de mercurio recuerda que hay que tener todavía más en cuenta la altura desde donde la ponemos ya que entran en juego los rayos ultravioletas (los cuales pierden efectividad a partir de los 40cm de altura)

También tenemos las bombillas HID (luz de espectro total) que suelen ser una de las mejores opciones para utilizar en el terrario de una pogona. Pero principalmente no se suelen utilizar tanto ya que son mucho más caras que las de vapor de mercurio (o utilizar un spot y luz ultravioleta). Además, en algunos modelos necesitarás un balasto para limitar la intensidad, ya que pueden llegar a aumentar bastante la temperatura.

Debido a que son bombillas que proporcionan luz ultravioleta, es necesario cambiarlas cada 6-12 meses al igual que las luces UVB ya que van perdiendo efectividad con el paso del tiempo.

En conclusión

En resumen, la mejor luz para un terrario con pogonas son las bombillas todo en uno como las de vapor de mercurio o HID y, en el caso de tener un terrario muy grande, utilizar una luz ultravioleta más alejada para que los rayos UVB y UVA lleguen a todo el terrario. 

En el caso de querer montar una iluminación algo más económica y clásica, podemos optar por una bombilla o tubo florescente UVB (dependiendo del tamaño de nuestro terrario) y un spot para que tenga un punto caliente.

Por último, si tu terrario es muy grande o tiene zonas oscuras que te gustaría iluminar, puedes utilizar una bombilla de luz normal (2.0) para darle más luz y poder ver con detalle todo el terrario.

Pogona sin luz

No es recomendable dejar a tu pogona sin luz ultravioleta durante mucho tiempo. Como hemos visto, los rayos UVA y UVB les aporta beneficios para su desarrollo (no hay que olvidar que debemos cambiarlas mínimo cada 6 meses ya que pierden efectiviad)

Obviamente, si es porque se te ha estropeado la bombilla no sucede nada por dejar a tu pogona un día sin luz. Aunque igualmente habría que intentar reponer la luz cuanto antes, por lo que es aconsejable tener bombillas de respuesto por casa.

En el caso de que te refieras a una dejar a su pogona sin luz de foco o basking spot, necesitas sí o sí alguna forma de aumentar la temperatura del terrario. Al ser un reptil de sangre fría, necesita una fuente de calor externa para aumentar su temperatura corporal por lo que depende de la luz para recibir calor.

comprar pogona en tienda física u online

Última actualización el 2021-01-10 / Los precios y la disponibilidad de los productos ofrecidos pueden ser distintos a los publicados

Compartir